Ir al contenido principal

Entradas

Yoga o alimentación consciente, alimentación consciente o yoga

Hace alrededor de 9 años que cocino, la misma cantidad de tiempo llevo en esta casa, la que me encuentra hurgando entre recetas, blogs y libros varios mientras escribo. La primera pista en la cocina fue la necesidad y la dificultad para zafar sin que el mal humor se haga presente. La segunda los recuerdos, porque nada hubiese tenido sentido en la memoria sin el espacio presente.

En algún momento, se vínculo con  la salud, el medio ambiente y la empatía. Más, aún no logro determinar si primero fue eso y me encontré con yoga, o si por yoga me encontré con eso. Es una versión caprichosa del huevo y la gallina. En el medio todo se atraviesa por encuentros y desencuentros. Quizá fue al mismo tiempo, después de todo no somos parte de algo en un instante, las rutinas llevan una secuencia de veces hasta que las apropiamos.

Algunos sostienen que el universo cada vez que le das espacio manda algo nuevo. Paradoja hecha realidad o simplemente obviedad, cómo meter un alfiler donde ya no quepa nad…
Entradas recientes

Vuelvo a la cocina, como se vuelve siempre al amor

Cocinar siempre me hizo sentir libre, me dije  en un cuento. En un juego donde me desdoblo, combino y convivo.
Me alejo de mi en búsquedas impropias, el espejo tiene lo inevitable. Un temor como un tango, postales de nostalgia, sonrisas apretadas, listas otra vez.
Aquí estoy, un poquito más lejos de todas las que intenté ser y unos cuantos metros más cerca de todas esas voluntades que me tocan la puerta. Vuelvo una vez más, porque vuelvo una vez más a mi. A la nena que rindió un examen de dibujo con un cuento, a la mujer que compra una guitarra.
Vuelvo, en corazón, con corazón, como vuelve mi recuerdo al limonero, a las manos de mi abuela en el engrudo de la masa.
Vuelvo con todas las veces, las voces, los intentos. Aroma y sabor es armonía, como las que tejen las cuerdas de una guitarra, como las que enlazan la palabra o revuelven la cuchara.

Tarta de cebollas y puerro:

Qué comer? qué quiero, qué necesito, qué tengo ganas de hacer?
Respuestas que pueden no aparecer o contradecirse entre sí y la voz del cuerpo que queda tan lejana. Será que el ritmo de vida nos aleja de aquello que nos dice?
Cómo acercarnos a eso que nos conecta con la necesidad y el deseo? Discazo para cocinar, bueh, discazo porque discazo!

masa para tarta individual
cebolla blanca
cebolla roja
cebolla de verdeo
puerro
dos huevos
queso picantito Primero pican todas las verduras.
Pincelan una olla de fondo grueso con aceite de oliva, aceite de coco o ghee.
Colocan en capas todos los vegetales tapados.
A fuego bajo y con la olla tapada cocinan por 20 minutos.
Le ponen los dos huevos y mezclan bien.
Si baten la mezcla, luego crecerá en el horno, así que a gusto, o sólo ligan o baten un poquito.
En un molde ponen la masa para tarta, vuelcan el relleno y por arriba ponen el quesito.
Cocción: Horno moderado. El tiempo varía de horno a horno, tiene que estar ligado el huevo.

Torta Mojito. Siempre Así.

Tan igual a otras noches que la calma la alcanzó.
Ya no importó no ser como los otros, no ser como antes, no ser lo que sea que hiciera falta ser.
Esa noche fue tan igual a otras noches que respiró. El calor, el olor, el silencio.
Tan igual que la calma le hizo enjambre en los hombros.
Tan igual que se imaginó en otra noche y la calma la volvió a alcanzar.


PD: Siempre así un tema para escuchar después, no conseguí el video!


Esta receta es más larga que las de costumbre, pero no sean vagos! vale la pena.
Mousse de lima3 claras125 gr azúcar*60 cc agua15 gr gelatina sin saborqueso crema 150100 jugo de lima **25cc jugo de limón**ralladura de limacrema de leche montada 125
Biscuit de vainilla3 huevos 90Gr de azúcar 90Gr de harina
Gelée de menta150cc de agua70cc de azúcarmenta chiffonade cantidad necesaria5 gs gelatina sin sabor

Almíbar de ron150cc de agua70cc de azúcarron cantidad necesaria

Para el biscuit, batir los huevos y el azúcar a punto letra y agregar la harina en partes y de manera envol…

Pizza de polenta especiada

A Mona le gustan mucho las especias, o al menos mordisquear el tomillo y ciboullette del balcón.
A Zimba, un sobrino felino, dicen que lo calma Aristimuño.
Así que parece, que las almas felinas de la familia se imponen con su seductor misterio.
Mona, mi adorada gata ninja, te dedico esta cocina llena de aromas y calor y agradezco la paciencia de aceptar una hermana perra.
Flor Espinosa, mamá de Zimba, Gracias.








Polenta especiada
Todo el secreto radica en cómo hacer la polenta. Por un lado hidratan una taza de polenta en una taza de agua fría, esto ayuda a que no se formen grumos.
Por otro lado llevan a hervor dos tazas de agua. En el agua ponen todas las especias que le gusten, frescas y secas. Por ejemplo: Tomillo Menta Cilanro Oregano Pimientas de todos colores Romero Ajo 
Una vez que tienen lista la polenta, la ponen en una placa para horno con aceite  o bien con papel manteca y la dejan enfriar.

Arriba le ponen pedacitos de queso, puede ser fresco, semi duro, sardo, todos! Un poco más de …

Papas con hongos, puerro, queso crema y especias.

Cocinar es recuperar la alegría



Hace mucho que juego con la idea de volver a escribir el blog, en realidad, nunca había decidido dejar de hacerlo, pero el tiempo y los otros indican una realidad diferente.
Excusas, razones, motivos, presiones, lo que sea. 
Estos últimos días recuperé esas ganas de ponerle onda, a lo obvio, a lo de todos los días, a eso rapidito que te saca del apuro, te llena la panza y te deja el corazón bailando. 
Qué la cena sea bella, que el desayuno sea de campeón. Estos últimos días recuperé la alegría.
Y no sólo la alegría, sino que encontré canciones nuevas, de esas que ayudan a encontrar nuevos sabores, nuevas ideas.
Estas papas no son nada del otro mundo, pero, son muy (demasiado) ricas.
Por un lado cortan en cubos las papas y las hierven o cocinan en el micro.
En una sartén ponen aceite de oliva, tomillo, ajo y saltean puerro, luego agregan hongos cortados en cubos, puede ser champis o portobellos. Sal y pimienta!
En una placa para horno ponen aceite de oliva (buena…

Cocinar, Contar, Cantar.

Cocinar es recuperar la alegría, dije y me conquisté. VuelveAnicocIna?? Hay unas papas muy ricas que dicen que quieren ser contadas, mejor dicho, cantadas con una canción.
Cantemos, Contemos, Cocinemos, que no es igual, pero es re parecido.